El pasado fin de semana estuvimos en la primera edición del #101SunFestival, la gran apuesta festivalera de la Costa del Sol que intentará hacerse un hueco entre la amplia oferta de nuestro país. La música estuvo realmente bien, los grupos más conocidos a nivel nacional fueron Amaral y Lori Meyers, y a nivel internacional, Franz Ferdinand, BRMC y Crystal Fighters.

Pero por “deformación profesional” no pudimos evitar analizarlo desde el punto de vista de la publicidad y el marketing. Es un evento perfecto para las empresas con productos que se mueven en un nicho de mercado perfectamente definido, jóvenes desde los 20 años hasta (no tan jóvenes) de 40. Podemos dividir la publicidad en 2 partes, convencial y basada en redes sociales.

Publicidad convencional

El evento tenía 2 principales patrocinadores: Cruzcampo y Halloween Perfumes. Por esta razón, un escenario se llamaba Cruzcampo y tenía un gran botellín en las lonas que decoran los laterales del escenario. De igual manera, el otro escenario se llamaba ‘Halloween Man Rock On’ y tenía botes de perfume en lugar de botellines.

publicidad en 101 festivalEn el pasillo de entrada al Estadio de Atletismo ‘Ciudad de Málaga’ donde se celebraba el evento, Cruzcampo ya hacía valer su papel de empresa fuerte invitando a los/as asistentes a probar su nuevo producto la ‘Radler’ (cerveza con zumo de limón), y justo al pasar las primeras vallas un CRUZCAMPO de color rojo en letras de un metro de altura servía a la gente de improvisado asiento a la sombra (imaginaros el Sol entre las 6 y las 9).

En las partes de mayor afluencia de público (se calculan 11.000 personas) y cuando estaban a punto de salir las principales bandas en las pantallas de los laterales aparecían 2-3 minutos anuncios como si de un corte de televisión se tratara. Entre los anuncios ‘El País’, ‘Brugal’, Pepsi…

Una estrategia no tan convencional de Cruzcampo consistía en ‘buscar a tu pareja’. Unos/as azafatos/as te pegan un código QR en la camiseta, lo escaneas con el smartphone, aparece una figura (una palmera, un avión, una guitarra…) y alguien cerca de tí tiene esa misma figura. Te acercas a un mostrador, demuestras que ‘sois pareja de figurita’ y te dan una moneda azul para cambiar por dos cañas de cerveza. No está mal, es fácil y seguro que crea afinidad con la marca.

Publicidad basada en redes sociales

Las marcas que no tengan claro que el futuro pasa inevitablemente por las nuevas tecnologías, más aun cuando hablamos de un público tan joven e inmerso en las redes sociales, y con unas ganas terribles de demostrar a sus amigos/as que se lo está pasando genial viendo a sus bandas favoritas… creemos que tienen un serio problema.

alt=”publicidad en 101 festival”halloween_rockHalloween Perfumes repartía las típicas muestras para chico y chica… pero con un pequeño panfleto y unas instrucciones para participar en un sorteo. Se trata de seguir a la marca en Instagram o Twitter, sacarte una foto con tus amigos/as original con pose rockera y etiquetarla con el hashtag #RockOn101SunFestival. No sabemos que tal les habrá funcionado, pero desde luego la idea parece muy buena.
Siguendo este mismo proceso de etiquetar una foto con un determinado hashtag (ya habitual entre las marcas) Cruzcampo te invitaba a ver un concierto en primera fila (adios empujones).

Ha sido una gran experiencia festivalera y además hemos podido aprender algo más sobre publicidad con “trabajo de campo”.

Pin It on Pinterest