El humor en las redes sociales es uno de los mejores recursos y de los m√°s utilizados por las marcas en su comunicaci√≥n. Si te preguntamos por alguna campa√Īa que recuerdes, es muy probable que nos menciones alguna que te haya hecho re√≠r. Recordamos lo que nos emociona, tanto de manera positiva, como de manera negativa: una tarde de risas extremas, el primer beso, la primera ruptura‚Ķ

En plena era de la comunicación en redes sociales, recibimos al cabo del día multitud de impactos publicitarios. Hay sobreinformación: familiares compartiendo fotos de sus viajes, amigos publicando vídeos de gatitos, conocidos pidiéndonos vidas en Candy Crush, marcas que publican a todas horas sus productos.

Ante esta saturación es importantísimo destacar: el humor es una buena vía para hacerse paso y llamar la atención de los usuarios. Y, lo que es más importante, conseguiremos conectar con ellos.

Vamos a poner un ejemplo. ¬ŅPodr√≠as decirnos alguna marca que destaque en Twitter por su tono comunicativo? Seguro que m√°s de uno y m√°s de dos nos dec√≠s las mismas: @Mediamarkt, @Alcampo o incluso el de @policia. Son marcas muy diferentes entre s√≠ pero todas tienen algo en com√ļn: el tono humor√≠stico de sus tuits. Y la conexi√≥n que tienen con su p√ļblico es de 10.

humor_en_redes_sociales

humor_en_redes_sociales

humor_en_redes_sociales

humor_en_redes_sociales

Con esta t√©cnica no queremos decir que tengamos que convertirnos en monologuistas de ‚ÄúEl Club de la Comedia‚ÄĚ. Se trata de darle un toque diferente para potenciar el recuerdo de la marca.

Una buena combinación es el humor y la actualidad. Rexona supo aprovechar el tirón del doble check de Whatsapp con esta ingeniosa imagen. El humor es importante. El tiempo también.

humor3

Ahora bien, esta f√≥rmula no es la panacea. Como dijo hace tiempo @CalvoConBarba: ‚Äúel humor es algo que las marcas tienen que tomarse muy en serio‚ÄĚ. Hay una l√≠nea muy fina que separa el humor del mal gusto y es muy f√°cil sobrepasar dicha l√≠nea. El sentido del humor ha de estar presente en nuestra comunicaci√≥n, pero no debemos dejar a un lado el sentido com√ļn.

Pin It on Pinterest